Vamos a hablar de los beneficios del sol. Y es que parece que el calor ya ha llegado, y por fin vamos a poder disfrutar del sol y del aire libre. Todos sabemos que el sol en exceso puede ser perjudicial para nuestra piel, pero si lo tomamos con medida y tomando las debidas precauciones, los beneficios hacia nuestro organismo son muy grandes.

Es muy importante protegerse correctamente si vamos a estar expuestos a los rayos del sol durante un periodo de tiempo prolongado, aun así debemos tratar de limitar ese tiempo de exposición.  Además en la mayoría de las ocasiones con 15 o 20 minutos tomando el sol ya hemos recargado baterías para el resto del día.

Beneficios del sol - Farmacia Ochoa

¿Qué beneficios nos aporta el sol?

Los beneficios del sol serían, en primer lugar, uno meramente psicológico y es que la llegada del sol, la luz, el calor… Nos produce un cambio en estado de ánimo para bien y parece que vemos la vida de otra manera. Esto tiene una explicación científica, los rayos solares producen un aumento de la serotonina que es un neurotransmisor del bienestar, lo cual es muy beneficioso para luchar contra la depresión y el estrés.

Seguramente también a ti te pasa, en primavera y verano dormimos menos. Tratamos de aprovechar más el día y a pesar de ello no nos sentimos más cansados que en otras épocas del año. Esto se los debemos a la melatonina, la hormona reguladora del sueño, cuyos niveles descienden durante el día gracias a la luz del sol y aumentan durante la noche, haciendo que nuestro sueño sea más reparador que en invierno por ejemplo.

El sol nos ayuda a fabricar Vitamina D, componente necesario para fabricar Calcio que fortalece los huesos ayudando a combatir la osteoporosis, además esta vitamina también activa las defensas e incluso favorece en gran manera que nuestro organismo pueda luchar contra algunos tipos de cáncer como el de mama, ovario, útero…

Los rayos UV nos ayudan a metabolizar mejor el colesterol, sus efectos vasodilatadores permiten una mejor circulación sanguínea y disminuyen la presión arterial.

Nuestra piel también se beneficia de los rayos del Sol, produce un efecto limpiador de impurezas y grasas que nos ayuda a combatir la psoriasis y el acné.

Como ves son muchas las bondades de tomar el Sol, pero siempre con medida, nunca debemos exponernos más de 20 minutos puesto que la sobre exposición puede producir efectos muy negativos, sobre todo para nuestra piel, pero de eso ya hablaremos otro día.

Protectores solares.

Son numerosos los protectores solares que actualmente puedes encontrar en tu farmacia, es recomendable que su factor de protección FPS se a lo más elevado posible. Lo mejor es consultarlo con un especialista y que ellos nos recomienden el que mejor le encaja a nuestro tipo de piel.

Te dejamos unos consejos que vimos en un artículo anterior sobre como usar correctamente el protector solar.

Categorías: Consejos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *